Sígueme en #Youtube

jueves, 26 de abril de 2012

Aplazando un sueño


No es la primera vez que he tenido intención de escribir estas palabras pero quizás esta sea la definitiva.

Mi salto a la maratón, allá por 2010 en Sevilla, fue motivado por un sueño, el de conseguir asistir a unos Juegos Olímpicos. Este año era el momento de cumplirlo tras una buena trayectoria en los Europeos de Barcelona y en Daegu,  pero al final parece que todo se ha complicado.

Tras la maratón de Daegu, en los Mundiales del pasado verano, se me reprodujo un brote de hipertiroidismo que me dejó fuera de juego durante 3 meses y trastocó todos los planes previstos de cara a asaltar la selección olímpica.

Desde finales de noviembre que comencé a “trotar”, hasta estas últimas semanas ha sido una lucha contrarreloj para intentar apurar esas opciones de estar en Londres, hemos forzado la máquina y mi organismo se ha vuelto a quejar.

Y desde hace 2-3 semanas las sensaciones son muy malas entrenando, no he sido capaz de finalizar ningún entrenamiento y esta semana me han confirmado que estoy en el principio de una recaída por lo que hemos decidido mi entrenador y yo, junto con los servicios médicos de la RFEA, desistir del intento de correr en Hamburgo.


Lo siento mucho por todas las personas, amigos, compañeros, conocidos y aficionados, que me han animado durante estos meses, que me han preguntado por mis sensaciones, entrenamientos, posibilidades de ir a Londres, ellos han conseguido en gran parte que haya luchado hasta el final y no tirara la toalla en esos momentos malos que han sido muchos.




Ahora tocará descansar, recuperarse bien, sin prisas, para, en un tiempo, poder disfrutar corriendo de nuevo y, quien sabe, si luchar de nuevo por un sueño.

Muchas gracias a todos y en especial a mi pareja Amaya, que me ha apoyado en todo momento y me ha dado algo que hará, de todas formas, que este 2012 sea inolvidable para mí: Ariadna.