Sígueme en #Youtube

martes, 17 de mayo de 2011

Mi crónica de Massamagrell 2011: Seguimos con la espinita

Se me acumula la tarea para el Blog pero no os quiero dejar tirados. Tengo en la recámara una emotiva crónica del anterior fin de semana en tierras palentinas, en la media maratón del Cerrato, pero la actualidad manda y nos centramos en lo más cercano, los 15km de Massamagrell.

La de este año ha sido mi segunda participación y la verdad es que tenía una espinita clavada del año pasado en la que no me encontré al 100% en la prueba y corriendo en solitario desde el km1 pues se me hizo muy dura en un circuito rompepiernas y, por desgracia, en un día con bastante viento.

Este año, tras las buenas prestaciones en Gijón, en el nacional de media, me las prometía felices a pesar de que con los exigentes entrenamientos durante el mes de mayo había acumulado bastante fatiga y esta última semana me había costado completar los entrenamientos y arrastraba bastantes dolores musculares.

El viaje a Massamagrell este año fue muy cómodo ya que nos avanzamos Chema y yo en AVE, mi primer viaje Madrid-Valencia en el mismo, y en poco más de 1h20 estábamos en la capital del Turia, casi no nos dio tiempo más que para un café y un poco de charla entre Chema y yo sobre Twitter, Facebook y demás.

En la estación nos esperaba José Enrique, alma mater del CA Massamagrell, con el que fuimos a comer con la representación política y organizativa de la carrera a una excelente arrocería en El Huerto de Santa María en un entorno espectacular. Por mi parte una arroz a banda estupendo ;-)

A partir de las 15h teníamos la agenda completa con visitas a los centros escolares de Massamagrell y la Pobla. Nos dividimos en dos grupos, Chema, el más suelto en estos envites, con Akouf, debutante, mientras que Tete y yo fuimos a otros dos centros, en mi caso coincidimos con los que hice el año pasado con Chema y Alessandra.

Algunos chavales se acordaban de mi y también de Tete, hay que recordar que fue ganador dos años consecutivos de la carrera. Compartimos un poco de charla con los chavales y respondimos una por una sus preguntas, algunas preparadas y otras espontáneas, no nos pusieron en ningún brete aunque alguno ponía cara de circunstancia cuando les dije que en mi vida habría corrido unos 80.000km en total, por ejemplo ;-)

Momentos iniciales de la prueba sobre el 2ºkm en el que tomo una ligera ventaja sobre el grupo principal. Foto: Jordi Maldonado.

Un buen rato de firma de autógrafos y animarles para que el sábado por la tarde estuvieran animando, no sólo a nosotros, sino a los más de 3.000 participantes en la prueba.

Tras el ajetreo colegial llegamos por fin al hotel, en la localidad de Puig, junto a la playa, dónde pudimos descansar un rato y sobre las 19h rodamos casi una hora pero muy suave aprovechando el buen día que hacía para meter las piernas en el agua del mar Mediterráneo. Chema y Tete hasta se animaron a tirarse de cabeza al agua, yo soy más de secano y con meterme hasta la cintura me valía.

Por la noche desde el club organizador nos invitaron a una excelente comida en un local de Massamagrell, allí compartimos bastante charla y anécdotas y es que a veces lo mejor de las competiciones es lo que compartes y los conocidos y amigos que haces en ellas, algo fácil con mis compañeros de fatigas cuando nuestros anfitriones se dan cuenta de que somos personas normales y corrientes… lo único, que corremos más ;-)

El sábado el plan ya se centra en la carrera, después de desayunar un pequeño calentamiento de 20 minutos y comimos temprano para dar tiempo a la digestión. Un rato de siesta y a las 5 estábamos ya por la zona de la salida saludando a muchos corredores y a la organizaci´no que estaban ya todos “liados” al 100% para que todo estuviera perfecto.

La anécdota de la mañana fue que, tras entregarnos Oliván el dorsal y el chip en la comida, subí a la habitación, pero tras la siesta el sobre había desaparecido. Entre las múltiples posibilidades la que fue tomando forma fue que dejé el sobre en el baño y el personal de limpieza del Hotel, que vino sobre las 2 y pico cuando ya estaba en la cama, sólo entró y me arregló el baño cambiando las toallas y, creo, que tiraron el sobre con el dorsal y el chip, así que pasé de tener el dorsal número 2 a uno de incidencias que me dieron después con el número 6 mil y pico.

Vamos con la carrera, la tarde se fue nublando, el cielo gris con algunas zonas bastante negras prometía que alguna tormenta caería esa tarde, el viento se levantaba por momentos mientras que la temperatura y algo de bochorno no bajaban. SE parecía bastante a las condiciones del año pasado. De salida estaba con muchas ganas, me coloqué en cabeza desde la primera recta junto a Chema para luego refugiarme durante el primer kilómetro en el grupo. Nos paramos un poco antes de pasar el primer mil y a pesar de ello marcamos un 2:53 bastante majo aunque el ritmo descendió bastante. Me quedé sin darme cuenta en cabeza del grupo y no quise reducir más el paso. Con 5 metros de ventaja sobre el grupo pasé el 2km en 6:00 y decidí acelerar un poco para ver si tiraba del grupo. Nada, todos vigilaban a Chema y me dejaron ir así que pasé en solitario el km 3 en 8:48 y el 4 en 11:47 para ser cazado ya por un reducido grupo formado por los dos kenianos, Chema, Tete y Akouf.

El primer paso por meta, sobre el km5 Chema y uno de los kenianos tensaron y se empezaron a escapar quedándonos en un segundo grupo Akouf, Tete y yo y cediendo el segundo keniano.

Sobre el kilómetro 6 empecé a perder comba de Tete y Akouf, me pasaban factura las alegrías de los primeros miles y ya notaba que las piernas no iban bien, iba a tocar sufrir mucho.

En la distancia veía como Chema y el keniano aumentaban su ventaja y como Tete empeaba a descolgarse de Akouf. Tomé referencias y me centré en intentar mantener o recortar metros a De la Ossa al que alcancé sobre el km9. Como anécdota de lo mal que iba, a parte de que corrí sin reloj, cuando pillé a Tete le pregunté a cuanto habíamos pasado el km10… Tete me dijo: “pero si aún no lo hemos pasado, está ahí delante!” La verdad es que no iba sobrado.

El segundo keniano no marchaba lejos de nosotros así que no nos podíamos relajar aunque Akouf nos aventajaba casi en medio minuto así que sin quererlo nos dábamos relevos, yo tiraba en las bajadas y Tete en las subidas. En el km13 el keniano se desfondó y lo perdimos de vista pero ya quedaban dos kilómetros planos hasta meta y en bajada así que decidimos jugárnosla al final. La verdad es que se me hizo muy larga la carrera y en ningún momento tuve buenas sensaciones así que Tete se aprovechó para sacarme unos metrillos en un escueto esprint final… íbamos los dos muy justos, para acabar en 46:10, peor tiempo que el año pasado… seguiré con una espinita clavade en Massamagrell.

Momentos de la prueba en los que marchaba ya en solitario entre los km 6º y 9º. Foto: Jordi Maldonado.

La victoria fue para Chema que sigue demostrando que está a un nivel medio muy alto, tendrá días mejores o peores, pero siempre está ahí, la verdad es que es encomiable.

Después de la prueba trotamos un poco y nos fuimos a duchar y a cambiarnos y justo cayó un diluvio en poco más de 10 minutos que pilló a los que entraban en meta entre las 1h25 y 1h35. En unos minutos todos empapados, una pena porque se deslució un poco el final de la prueba y las entregas de trofeos ya que mucha gente se fue sin demora.

Por mi parte me fui con Tete a un bar cercano, resguardándonos de la lluvia, y aproveché para empezar a recuperar fuerzas, el día me había dejado “plof” como con la tensión muy baja, así que una cocacola y un ración de empanada de pisto que cayó antes de pasarnos por la zona de trofeos a ver la entrega de los mismos y saludar a los que andaban por allí.

El viaje de vuelta lo hicimos esa misma noche y aunque llegamos a Madrid tarde por lo menos pudimos aprovechar el sábado con 1h30 de trote suave por el parque del Retiro.

Os dejo un par de fotos que me ha enviado Jordi Maldonado durante la prueba ;-)

Para acabar, hoy se ha publicado la selección para la Copa de Europa de 10.000m que se disputará en el Bislett Stadium de Oslo el próximo 4 de junio. Allí estaremos junto a Ricardo Serrano, Rafa Iglesias, Landasem y Solís. Mi resultado individual, aunque intentaré hacerlo lo mejor posible, no será muy importante, espero rondar los 28:40, lo que será un buen principio para mi preparación de maratón, pero espero que podamos darle batalla al resto de equipos europeos, sobre todo portugueses, italianos, franceses e ingleses, y hacernos con el título europeo por equipos. Pero eso ya será otra historia para otro post ;-)